Conozca el alcance y la viabilidad que han visto compañías como Ecopetrol, para contribuir al desarrollo de comunidades afectadas por el conflicto.

Hace tan solo 11 meses, el 22 de noviembre de 2017, el Gobierno Nacional decretó Obras por Impuestos, un mecanismo previsto para aumentar e incentivar la participación del sector privado en el desarrollo social de las regiones más afectadas por el conflicto armado. Como estímulo a las empresas participantes se les da la posibilidad que paguen parte de sus impuestos (hasta el 50%) a través de la ejecución de proyectos de gran impacto. 

El programa se enfoca en 344 municipios a nivel nacional, denominados ZOMAC (zonas más afectadas por el conflicto), los cuales reúnen una serie de características, tales como altos índices de vulnerabilidad, necesidades en salud, educación e infraestructura, entre otros, donde se requiere de inversiones que contribuyan a mejorar la calidad de vida de las comunidades.

Como parte de la estrategia de entorno, Ecopetrol le apuesta al cierre de brechas en estas regiones, teniendo como propósito aportar a la paz y promover inversiones que contribuyan al desarrollo de zonas históricamente afectadas por la violencia. Por ello, desde que conocieron de la iniciativa, mostraron interés en participar y ser pioneros en su implementación.

Francisco Noguera, Gerente de Prosperidad Social en la Vicepresidencia de Desarrollo Sostenible de Ecopetrol, comenta que Obras por Impuestos resulta interesante para la empresa ya que permite lograr un impacto positivo en lugares donde no necesariamente están operando, y donde desean aportar a metas de desarrollo.

Un primer criterio para decidir sobre la participación de Ecopetrol fue revisar los municipios priorizados por el gobierno. La empresa identificó 130 municipios que coincidían con una operación actual o expectativas futuras, tanto de la compañía como del grupo empresarial. Como segundo aspecto se contempló la existencia de proyectos debidamente estructurados. De acuerdo con Noguera, “este mecanismo es exigente en cuanto a los niveles de estructuración técnica y financiera. Cualquier proyecto que se vaya a adelantar debe ser aprobado por el Ministerio correspondiente y cumplir con estándares que exige el Departamento Nacional de Planeación”.

Además de la selección de proyectos, Obras por Impuestos prevé métodos de específicos para la ejecución de las iniciativas. En particular, el decreto establece la implementación de un mecanismo fiduciario, para la de ejecución y supervisión de las obras. “Obras por Impuestos es innovador en términos de vehículos de ejecución. Incluso hemos evaluado apropiar algunos de esos aprendizajes para impactar positivamente algunos programas propios de la empresa”, afirmó Noguera.

Cada año el Gobierno Nacional fijará un cupo para que las empresas utilicen el mecanismo Obras por Impuestos. En el primer año de aplicación, el cupo asignado fue de $ 250.000 millones de pesos, y a Ecopetrol le aprobaron las solicitudes por un monto de $ 95.000 millones. Así, parte de la obligación tributaria de dicha empresa se materializará con las obras ejecutadas.

Las obras que adelantará Ecopetrol

Ser la empresa con mayor número de proyectos aprobados llena de satisfacción a Ecopetrol. En total se trata de siete iniciativas centradas principalmente en dos sectores: vías y dotación escolar. “Vamos a dotar escuelas en el departamento de Nariño, en los municipios de Tumaco y Barbacoas. También construiremos cinco vías en el Meta, Arauca, Putumayo, Caquetá y Cesar”, comenta Noguera.

Convencido de los beneficios y el potencial de Obras por Impuestos como una forma de hacer sinergia entre los propósitos del Estado y los intereses del sector privado de seguir creciendo en un entorno favorable para sus actividades, Francisco Noguera concluye extendiendo una invitación a las empresas a participar de esta novedosa propuesta.

“Unámonos en el propósito de analizar lecciones aprendidas y maximizar el impacto de estos mecanismos. Tenemos una oportunidad de promover actuación colectiva y articulada de las empresas, para construir condiciones de prosperidad en los territorios donde operamos”.