El sector energético colombiano está recurriendo a la energía solar y otras renovables para diversificar su matriz eléctrica, que hasta el momento ha dependido principalmente de la energía hidroeléctrica. El nuevo informe de Solarplaza para la revista Colombia Energía describe el estado actual del mercado solar colombiano y sus oportunidades inminentes.

En septiembre de 2018, la capacidad total instalada de energía del Sistema Interconectado Nacional (SIN) de Colombia ascendió a 16.918,33 MW, de los que casi un 70% provinieron de plantas hidroeléctricas de pequeña y gran escala. En comparación con otros países de la región, como Chile o Brasil, Colombia ha sido más lenta en adoptar otras fuentes de generación renovable aparte de la hídrica, por lo que esta fuente de generación continúa dominando el sector energético colombiano.

Cuando se analizan los costos de instalación y generación de las renovables en Colombia, se puede concluir que la energía hidroeléctrica tiene los costos más altos. La energía solar, por otro lado, resulta ser la fuente más barata en cuanto a gastos de instalación y generación, lo que demuestra que esta fuente de energía renovable es la más rentable en Colombia.

El sector energético del país ha recibido mucha atención desde que el gobierno anunciara la primera subasta de energía renovable a gran escala en enero de 2019. El Ministerio de Minas y Energía de Colombia pretende adjudicar alrededor de 1,5 gigavatios (GW) de capacidad a diferentes tipos de fuentes de energía renovables. La subasta ofrecerá PPA de 10 años y tiene una fecha límite de COD para diciembre de 2022.

Por el momento, Colombia solo tiene una capacidad solar fotovoltaica estimada de 20 MW, que se complementará con la planta Celsia Solar Yumbo, que cuenta con una capacidad instalada neta de 9,8 MW y comenzó a operar el 3 de septiembre de 2018. Además de Celsia Solar Yumbo, la compañía está trabajando en la construcción de otros tres proyectos, que podrían conectarse a la red en 2019. En él también ha estado activo el mercado solar colombiano y construirá el mayor proyecto solar del país, la planta de energía solar El Paso de 86,2 MW. Está programado que la planta comience a operar antes de que acabe el 2018. Si todos estos proyectos se ponen en marcha a tiempo, la capacidad de energía solar en Colombia aumentará significativamente.

Hasta 2016, la mayoría de los proyectos de generación eléctrica del país eran hidroeléctricos. Los recientes desarrollos se han traducido en un crecimiento importante del número de proyectos solares registrados, de 268 en agosto de 2017 a 387 en agosto de 2018. Se espera que a finales de 2018, la capacidad de los proyectos solares registrados podría doblar la capacidad registrada en 2017. Aún es necesario ver cómo el mercado solar colombiano reaccionará a la subasta de energía planeada para 2019, pero numerosas señales muestran que el país está comprometido con el cumplimiento de sus objetivos de desarrollo sostenible, lo que garantizaría la sostenibilidad energética del país a corto y largo plazo.